La Alpujarra, el corazón de Sierra Nevada

Si eres un gran aficionado a la montaña, te gustan los deportes de aventura o la práctica del senderismo, escalada, esquí, montar a caballo o en BTT, tu lugar está en Granada y especialmente en la Cordillera de Sierra Nevada.

En este macizo, se encuentra el pico más alto de la península Ibérica , el Mulhacén con 3.482 m pero no solo podréis ascender a esta cumbre sino que existen varias rutas de montaña de ascensión a otras cumbres de más de 3.000 metros como el Cerro Pelao (3.181 m), Puntal de Vacares (3.136 m), Alcazaba (3.371 m) o el conocidísimo Pico de Veleta (3.394 m). Para hacer todos los tres miles o casi todos existe la ruta de los 3000 de Sierra Nevada o la Integral de los 3000 que cada vez hace más gente y que se trata de recorrer las cimas que sobrepasan esta altitud.

Alpujarra granadina

Además en invierno puedes practicar el esquí de pista (existe una oferta excelente en alojamiento y en pistas de esquí), snowboard, alpinismo, raquetas de nieve o el esquí de montaña. Todo perfectamente preparado y acondicionado para la demanda que se recibe cada año de turistas, sin duda Sierra Nevada es el mejor lugar del Sur de España para los deportes de nieve.

En Verano y en otras épocas del año dónde el frio y la nieve ya no está tan presente la oferta en actividades deportivas es todavía mayor ya que podrás hacer cosas como subir al Veleta en caballo, hacer rutas a pie o en BTT por sus valles y barrancos, o disfrutar de temperaturas más agradables para visitar los pueblos blancos de la Alpujarra como Trevélez conocido por la calidad de sus jamones y por ser el pueblo más alto de España, Lanjarón por su agua embotellada, o en la Alpujarra Alta el pueblo de Pitres (La Taha) por ser encantador y una joya escondida igual que Capileira , Pórtugos por sus aguas picantes y medicinales. Además sin olvidar que podrás disfrutar de la amabilidad y acogida de su gente, su excelente gastronomía y su estilo de vida que te enamorará desde el primer momento.

La Alpujarra es un ejemplo de convivencia y respeto por la naturaleza, sus pueblos blancos con sus pequeñas casas, terrazas y chimeneas características de la zona lo hacen atractivo para un ecoturismo de calidad dónde puedes disfrutar de la vida salvaje y a su vez de un rico legado cultural  morisco con su conjunto histórico. Y si te sobra tiempo pues podrás acercarte a Granada Capital  y visitar por ejemplo la Alhambra.

Recuerda que quedan pocos sitios tan especiales como Sierra Nevada con mucha fauna y flora endémica, protegida pero a su vez frágil y que todos tenemos la obligación de cuidar y respetar.

Dejar una respuesta

Tu dirección de email no será publicada. Campo requerido *